martes, 3 de julio de 2018

Reflexión al llegar la noche

Releía mi anterior entrada.
Pensaba en mi blog.

¿Qué podría contar hoy?
Que vi uno de los atardeceres más maravillosos de los últimos inviernos.

El cielo después de las 18 hrs toma colores aquí y sobre todo si se reflejan en las nubes, da matices guapos.

Ahora,
cualquiera podría argumentar con evidencia que el cielo al atardecer es iNEFABLemente bello en todo el mundo,
(yo estoy de acuerdo con aquello por lo demás...)

el punto es que por la latitud donde vivo, 53° Sur,
el ángulo en que da la luz del sol (a la hora que fuere) es distinta al resto del mundo que vive digamos desde el cabo del sur de Africa hacia el norte del planeta. Esto explica por qué cuando andas a la altura de zonas geográficas determinadas ves la antena de cable o internet, el plato ese, a media altura o apuntando en otra exagerada dirección angular.
Donde yo vivo son bastante horizontales, pero he notado cuando viajo a Puerto Montt (ciudad chilena a la altura de la hermana Neuquén) y localidades en la misma latitud, que las antenas esas apuntan más arriba que el horizonte! qué loco!

Parece ser que nuestro planeta es redondo después de todo,
já.

-----------
Mi compu tuvo un repunte, más, aún se niega abrir algunos archivos más usados, como Word(!) o LoL 😞





2 comentarios:

  1. nosotros no tenemos atardeceres reales por nuestra ubicación... se entiende? ustedes sí, disfrútalos...

    y la foto de eso?? vamos, ahora cualquier teléfono tiene cámara!! no seas vago.... saludos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Discrepo, sobre la ciudad de la furia sí se dan atardeceres tan lindos como en la patagónica Rio Gallegos,
      el universo es abundante en cuanto a atardeceres creo ;)

      Eliminar

Gracias por leer y comentar!